¿Qué hacer con mis cuentas personales de redes sociales?

10 julio 2013 at 11:26 am

¿Qué hacer con mis cuentas personales de redes sociales?

Si acabas de crear una cuenta en alguna red social ya sea para ti o para tu negocio, resulta indispensable entender este nuevo ecosistema en el que estás a punto de ingresar; y aunque no tiene reglas escritas, ni marcadas de facto como algunos “pringaos de turno” quieren hacer creer, si es importante que tengas en mente algunas cosas básicas que están más relacionadas con el sentido común. Dado que mi intención con este post no es imponer criterios, sugiero que revises con atención esta sencilla lista y la tomes en cuenta como un criterio formativo más que puede ayudarte a evitar desastres.

Si manejas una cuenta personal

  1. Evita revelar información personal demasiado sensible como números de cuenta, teléfonos, celulares, PINs, IDs, cantidades monetarias, banco en el que tienes tus ahorros, etc. Considera que aunque sólo tuvieras amigos muy personales en tu lista, algunas redes sociales como Facebook son muy tramposas a la hora de publicar información y decidir quién puede verla.
  2. Si tu cuenta está totalmente abierta no reveles ubicaciones, sobre todo si tu capacidad económica es alta. Un delincuente astuto puede revisar tus publicaciones y encontrar patrones de conducta, ubicaciones y lugares frecuentes y tendrá a la mano toda la información que necesita para perjudicarte.
  3. Controla muy bien quienes pueden ver tus fotos, en especial las que tienen tu rostro, sobre todo si no quieres que tus amigos, alumnos, compañeros de trabajo o jefe, se enteren de qué color era el vómito que arrojaste la noche anterior durante la fiesta de Juanita la de contabilidad. Sí, es un ejemplo asqueroso, pero creo que se capta muy bien la idea.
  4. Revisa siempre a quien sigues o ese nuevo seguidor que te acaba de agregar. Aunque la regla de nuestras madres hasta hace poco era “No hables con extraños” las redes sociales parecen quitar esa regla del medio, por lo que no estaría de más buscar un poco de información sobre Juan Pérez López, ese apuesto fisicoculturista que dice amar la poesía, los gatitos pachoncitos y beber chocolate caliente con su pijama de conejito, no sea que te lleves una sorpresa.
  5. En la medida de lo posible, no publiques en estado de ebriedad o bajo el efecto de alguna “exótica” sustancia. Te sorprenderá saber que puedes darle una nueva definición a la palabra ridículo cuando lo haces.
  6. No importa la cantidad de usuarios/amigos/followers que sigas. Por favor no hagas caso de pseudo-iluminados del Social Media que buscan imponerte sus criterios bajo falsos argumentos, es tu cuenta personal, tú decides.
  7. Si tienes la capacidad, separa tu cuenta personal de la cuenta del trabajo. Por favor, no esperes a que te pase algo como esto
    Desastres del Social Media
  8. Aplica la regla de “No hagas a otros lo que no quieras que te hagan a ti”, en otras palabras, respeta a quienes te siguen.
  9. La frase “Sé tú mismo” no significa aburrir a tus seguidores/amigos con tus traumas personales, extramaritales o sentimentales. Un poco de prudencia en ese punto si deseas que los demás te respeten.
  10. Si piensas agarrar la “onda bipolar”, por favor primero lee lo que realmente significa esa palabra.
  11. No te pongas “sexoso(a)” si no estás dispuesto(a) a tolerar a los fanáticos de ese… ¿género?
  12. Si publicas frases famosas para parecer muy sabio, al menos revisa que correspondan al autor, no le hagas competencia a este “hermoso” personaje ficticio.
  13. ¡¡¡¡¡¡¡¡POR AMOR A TODO LO BUENO, NO ESCRIBAS TODO EN MAYÚSCULAS Y CON EXAGERADOS SÍMBOLOS DE PUNTUACIÓN!!!!!!!??????? ¿A qué es realmente molesto, verdad?
  14. Cheka siempre tu hortografia, k s my molesto leerte kuando skrivez aci…
  15. Diviértete, pero también escucha a tu sentido común.

Recordemos que las redes sociales sólo son herramientas, los responsables del contenido y el mensaje somos nosotros, así que cada idiotez que pase en nuestro perfil no es motivo de levantar antorchas y querer incendiar la casa de Mark Zuckerberg (aunque suene tentador) Siempre deberíamos revisar lo que publicamos y aceptar el peso de nuestros errores cuando coloquemos algo inadecuado o perjudicial, pero como dije al principio, la decisión de que hacer y qué no hacer siempre es personal.